jueves, 11 de agosto de 2011

DISEÑA TU MODELO DE NEGOCIO



Las estadísticas nos muestran como la indefinición del modelo de negocio es la principal causa de fracaso a la hora de emprender. Así, la mayoría de emprendedores se pierden a la hora de determinar la viabilidad de su idea de negocio. Podríamos decir que se atascan en detalles que les impide pensar en sus proyectos de empresas de forma global. Su planteamiento se basa en un producto/servicio y un plan para colocarlo en el mercado, es decir, su negocio se concibe desde el lado de la oferta.
Pues bien, tengo que decir que este enfoque que ya no es válido. Es necesario cambiar esta visión y diseñar la empresa desde el lado de la demanda creando el producto que el cliente quiere porque le aporta verdadero valor.
A tí emprendedor te digo que estás obligado a generar y validar el modelo de negocio óptimo que haga rentable tu idea en el mercado en que va a competir. Reflexionar sobre el modelo de negocio simplifica mucho las cosas. Puede que tengas que romper con los modelos tradicionales (que ya no sirven en el contexto actual) y generar tu propio modelo personalizado.
Que quede claro:
tu modelo de negocio es el “anteproyecto” de tu empresa. El “proyecto” es el Business Plan. Por tanto, pre-ocúpate de diseñar tu modelo antes de pensar siquiera en elaborar el Plan de Negocios.Pero ¿en qué consiste un modelo de negocio?
Dicho de forma sencilla, en el modelo de negocio describes como crearás y proporcionarásvalor a tus clientes. Porque estaremos de acuerdo que tu empresa tiene que aportar algún valor al mercado y además tienes que hacerlo de la manera más eficiente posible (te vá la vida en ello).
A continuación, siete preguntas y respuestas que te ayudarán a diseñar tu modelo de negocio:
1º CLIENTES. ¿Para quién creas valor? Identifica a quién va dirigido tu producto. Diseña una estrategia para captarlos y fidelizarlos y asegúrate que resuelves un problema o cubres una necesidad insatisfecha.
2º INGRESOS. ¿Por qué valor están dispuestos a pagar tus clientes? Fija un precio a tu producto que asegure un flujo de caja capaz de generar beneficios.
3º CANALES. ¿Cómo das a conocer lo que produces y como ayudas a los clientes a evaluar tu producto? Selecciona el canal (o combinación de canales) óptimo para comunicar y comercializar tu propuesta de valor.
4º RECURSOS. ¿Qué recursos clave necesitas para poner a disposición de tus clientes tus productos/servicios? Físicos, humanos, económicos, etc.
5º ACTIVIDADES. ¿Qué actividades clave requiere tu propuesta de valor? Al igual que los recursos son necesarias para crear y ofrecer dicha propuesta. Estas actividades son las acciones que mas tiempo consumirán en tu día a día.
6º SOCIOS. ¿Quienes son nuestros socios y proveedores clave? Busca alianzas para optimizar tu modelo, reducir riesgos o adquirir recursos.
7º COSTES. ¿Qué costes implica la puesta en marcha del modelo de negocio? Ni que decir tiene que debes minimizar todos los costes (fijos y variables) inherentes a tu modelo.
El trabajo de diseño y reflexión anterior es el punto de partida ideal para, ahora sí, redactar un sólido Business Plan. No tienes más que añadir detalles sobre el equipo promotor (experiencias, conocimientos y motivaciones), análisis financiero (proyecciones económicas con previsiones de inversiones-financiación, gastos-ingresos), entorno (resumen de ventajas competitivas) y riesgos (DAFO).
Si te quedaron dudas, te recomiendo el libro “Generación de Modelos de Negocio” donde encontrarás una excelente guía para profundizar en los nuevos modelos que están diseñando las empresas del futuro.
O mejor aún, contáctame y juntos diseñaremos el modelo de negocio óptimo que haga rentable tu idea en el mercado donde va a competir
fuente: Jaime Muñoz Lama

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola !!! Muchas gracias por tomar tiempo para comentar !!